lunes, 27 de agosto de 2007

Quieres un trocito de chocolatito con almendras?

Llevo unos veinticinco minutos despierto aqui tumbado, y ya no siento el brazo.

Me levante hace una media hora, calculo, cuando mire el reloj de la cocina eran las 4:15 de la madrugada, la biologia me empujo al baño... tanta cerveza por las noches... un traguito de agua, y una meadita... mision cumplida.

Cuando volvi a la cama, trate de hacer el menor ruido posible, levante las sabanas, y casi me deslice dentro de ellas, esperaba no despertarla, nos acostamos bastante tarde despues de la fiesta, y ella trabajaba al dia siguiente, en un par de horas tendria que estar despertandose, asi que mejor sera que siga durmiendo.

Pero algo ha debido fallar, yo que me tenia por una persona sigilosa... joder... no es que se haya despertado, pero algo ha debido espabilarse, porque en cuanto me he metido en la cama, se ha girado y ha apoyado su cabeza en mi pecho, soy una almohada humana, que sensacion mas buena.

Llevo unos veinticinco minutos despierto aqui tumbado, pero ya no siento el brazo, una mala posicion hace que esto ya no sea tan grato.

Intento sacar el brazo o al menos moverlo un poco para ponerlo en una posicion en la que la sangre vuelva a llegar hasta mis dedos... joder, la presion empieza a ser horrible.

Ya no aguanto mas, tal vez no lleve veinticinco minutos, tal vez solo lleve un par de ellos, pero tengo que moverme un poco.

Me aparto ligeramente, y empiezo a deslizar el brazo hacia el otro lado de la cama, me alejo de ella, ya estoy a un palmo, sigo reptando... un palmo y medio, despacito, despacito, y...

Mierda, ha debido volver a espabilarse un poco, porque de nuevo se apoya en mi pecho, esta vez aprieta mucho mas fuerte, y hace un pequeño ruidito, como de queja, como de "quieto aqui, coño, deja de moverte!"

Pero que estoy diciendo, por tenerla a mi lado me cortaria el brazo, ademas, solo por el ruidito que ha hecho, se merece cualquier penitencia por mi parte... es tan dulce. Tenerla sobre mi pecho es tan increible que deberia olvidarme de mi cuerpo, la adoro, y me duermo, tal vez mañana tenga el brazo morado, o tal vez mañana no tenga brazo, pero la tendre a ella.

Buenas noches.

4 comentarios:

Sophie dijo...

pero q mono es el pekeño accentless!!!

;)

aidich dijo...

Sniff sniff... eres un solecito desacentuado!! Cómo me gustaría que a mí también me dijeran esas cosas. Terroncito es muy afortunada, lo sabías? :)

Monchito el umpa-lumpa dijo...

Eres afortunado... tu brazo no tanto. But sometimes pain is good (maybe just this time).

echalotte dijo...

Lo bueno de esta anécdota es que por fin ya duermes con Terroncito. Y eso se paga de muchas maneras. Una de ellas es convertirte en almohada humana, como tu bien dices. Y otra pasar calor en verano (sin aire acondicionado) y en invierno (con extra de mantas). Ya nos contarás.