jueves, 6 de septiembre de 2007

Atencion, producto caustico.



Hay cosas que me joden sobremanera cuando hago uso de un servicio(bater)... una de las que mas, es entrar en un lavabo de algun garito y comprobar que es tanta la gente que se ha meado fuera, que hay un charquito de orina por todo el meadero, y despues de apreciar esa forma de arte tan incomprendida, darme cuenta de que tengo los cordones de las zapatillas desatados. Eso es una sorpresa jodida, muy jodida.

Pero bueno, bastara con llevar los cordones desatados toda la noche, o trazar un astuto y maquiavelico (y practicamente imposible) plan para que alguien te los ate.

Pero una cosa que es realmente jodida, y de la que nadie esta libre, es de esos salpicones rumbosos que se producen cuando cagas.

Es un hecho fisico, cuando un solido, o una mierda del tamaño de un zepelin, cae en un medio acuoso, o el aguita del fondo de tu bater, pues salpica, y las gotitas pueden alcanzar la altura desde la que se lanzo el solido, lease, mi (vuestro) culo.

Asi que habitualmente, antes de entrar a cagar en ningun sitio, me aseguro de atarme los cordones, y antes de sentarme, tiro de la cadena, y echo unos papelillos de scotex al inodoro. Son unos maravillosos consejos que deberian dar en la, tan polemica, asignatura de educacion para la ciudadania.

Pues bien, como sabreis, ayer fue un dia de bastante curro, y no se porque, tengo la horrorosa mania de posponer, de forma indeterminada mis visitas al tigre cuando ando muy liado, y al final, cuando ya no puedo mas, me levanto de la silla, o dejo la labor que este realizando, para escuchar la llamada de la naturaleza.

Este hecho, ayer se tradujo en un apreton repentino de intestinos que me hizo salir disparado hacia el excusado... Ante situaciones tan extremas, pues uno no se mira los cordones, y menos cuando no los tiene, y no se para a tirar de la cadena, ni a cortar cuadritos de papel para hacer barquitos, se limita a intentar mantener la cabeza de la tortuga dentro del caparazon mientras se baja los pantalones, es asi, controlar los esfinteres ya requiere mas neuronas de las existentes, asi que no me pidais mas.

Pues bien, cuando el mojon impacto en el agua, se produjeron estas gotitas simpaticas que te aciertan en todo el ojo del culo, y entonces las neuronas volvieron a su sitio, solo entonces, cuando ya era demasiado tarde.

"Maldita sea", pense para mis adentros, "quien habra entrado antes que yo?"... entonces la respuesta: "Sea quien fuere, ha tirado de la cadena tras su visita" (alivio).

Sin embargo, a estas alturas de la pelicula, tenemos una noticia buena y una noticia mala, la buena noticia es que, verdaderamente, el anterior inquilino ha tirado de la cadena, y la noticia mala es que el anterior inquilino ha tirado de la cadena.

?¿?

Efectivamente, la noticia es buena porque al menos se que no tengo el ojete lleno de orina de nadie, pero es mala porque recientemente alguien ha instalado un patowc de esos causticos de los cojones en la taza, y el agua, lejos de ser pura, cristalina, inocua y fresquita, es una especie de blue tropic de rives con dudosos beneficios para la salud de mi culo.

Soy consciente de que estos productos tienen antisepticos, fungicidas, germicidas, y un monton de cosas que acaban en -cidas (si, anocidas seguramente tambien) que nos alegra un monton leer cuando lo estamos comprando en el mercadona, porque pensamos en una taza limpia y reluciente gracias a estos productos quimicos asesinos, queremos que la loza (es loza?) de nuestro inodoro este libre de cualquier tipo de vida, que sea totalmente inerte, no vaya a ser que algun bichito de los huevos nos salte a los cojoncillos a mordernos mientras plantamos nuestro pino... pero es distinto si te aplicas el producto directamente sobre la piel, especialmente aquella piel que nunca ve la luz, y es, por tanto, la mas tierna e inocente de nuestros cuerpos, y de repente se ve expuesta a un producto altamente toxico cuando simplemente se preparaba para abandonar unas deposiciones a su suerte...

Maldita sea, ahora tengo el simbolito de "biohazard" tatuado en las nalgas.



Ya os contare si ahora, ademas del de la cabeza, tambien empiezo a perder los pelos del culo.

3 comentarios:

aidich dijo...

Intuyo que padeces un principio de hipocondría... xD

Como los que se toman la pastilla dos segundos antes de la hora programada, o se comen un yogurt que caduca al día siguiente, y se preocupan por si eso les puede matar.

No creo que pase nada porque ese producto haya rozado mínimamente cierta parte de tu cuerpo, ten en cuenta que además estaba diluido :P

(otra cosa sería que te hubieras estado duchando con él)

AccentLess dijo...

Pero es que mi culo es altamente sensible!!

No conoce la luz del sol, ni el rumor del viento, y ahora de repente mira lo que se encuentra...

Tampoco me preocupa realmente, soy consciente de que mi culo, aunque traumatizado, no se resentira en absoluto tras este desafortunado incidente...:P, pero habia que dramatizar un poco la cosa, no?... si no es de las desgracias ajenas, de que vamos a reirnos?

Sophie dijo...

yo tambien digo lo de la tortuga!!me encanta!!jiji ;P

yo tb esas cosas cuando se trata de hacer downloads en vateres ajenos, porsiaca!

;)